Eduardo Naranjo conquista China

Inaugura en Pekin una exposición retrospectiva que se convierte en la primera muestra al óleo de un artista occidental vivo que llega a China

Allí Eduardo Naranjo es un ídolo de masas, idolatrado y querido

Por Mª Dolores Barreda Pérez

En el país de los dragones mágicos, Eduardo Naranjo es un ídolo de masas que arrasa a su paso y despierta expectación en todo lo que dice, hace o toca. Y así está quedando claro en la exposición retrospectiva que se acaba de inaugurar en Pekin, en el Museo de Arte Nacional de China, y que después recorrerá otras principales ciudades asiáticas como Shanghai o Hangzhou.

Una exposición a la que no pudo acudir el artista pero que contó con la presencia del comisario de la muestra, su propio hijo, así como de las autoridades españolas en China y el Instituto Cervantes, que pudieron presumir de compatriota y presenciar de primera mano, lo que supuso para China la presencia de las obras del pintor extremeño.

Más de cien obras serán por fin analizadas por los artistas foráneos, quienes admiran profundamente a Eduardo Naranjo desde que hace más de cuatro años, visitara en distintas ocasiones China impartiendo clases magistrales, que le granjearon valiosas críticas y estimaciones acerca de su obra, despertando gran expectación en las distintas universidades en las que demostró su arte y su técnica.

Fruto de estos viajes fueron el reconocimiento de las autoridades académicas y la enorme popularidad que adquirió entre los artistas y el público en general, que se interesaron tremendamente por su obra.

Las publicaciones que acerca del realismo mágico de Eduardo Naranjo se han editado en China, han sido obras con un gran éxito de ventas, muy reconocidas en todo el país, en el que goza de una tremenda popularidad que asombra al artista, que comenta divertido que “me impresiona especialmente el gran recibimiento que me hacen las autoridades políticas y académicas cada vez que viajo a China, en donde me siento idolatrado y sobre todo muy querido y esperado”.

En el gigante asiático, Naranjo forma parte de un restringido y admiradísimo grupo de maestros españoles a través de los cuales los chinos están descubriendo el arte del óleo y sus autores, haciendo cada vez más visibles a los genios españoles actuales.

El próximo mes de abril Eduardo Naranjo, Medalla de Honor de la Asociación Española de Pintores y Escultores, expondrá en el museo Thyssen en «un proyecto precioso» denominado El realismo en el Siglo de Oro y el actual español, en el que participará con Vanesa, un óleo sobre lienzo, de grandes dimensiones, pintado entre los años 2001 y 2002.

bb

jj

kk

ll

mm

aa

bb

cc

dd

ff

gg

hh

ii

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad