Sonia Casero en el Centro de Arte Tomás y Valiente

Ad libitum, ad arbitrio, ad placitum, ex improviso, ex tempore, repente, alla mente, di fantasia, cadenza, ossia, non mesuré… Éstos son algunos de los términos empleados por composi­tores de distintas épocas para referirse a una práctica de lar­ga tradición: la que deja sin precisar algunos parámetros de la obra musical para que sea el propio intérprete, en el acto de la ejecución, quien los determine. Precisamente en la naturaleza esencialmente efímera de la improvisación es donde radica su atractivo, pero también su complejidad.

El tratamiento del arte en base a la improvisación pictórica trasciende y le exige al pintor a participar decididamente en el proceso creativo a partir de una de­legación consentida y premeditada por parte del autor. Composición e improvisación están, de este modo, co­nectadas de tal forma que la segunda puede considerarse, con justicia, como un procedimiento compositivo en toda regla.

Durante este proceso busco formas de expresión individual en las que acabo interpretando el paisaje hasta llegar a una simplicidad formal de manera libre, intuitiva y subjetiva, Ad Lib A Piacere experimentando con el tratamiento del color ,las formas y las composiciones.

Se presenta en esta muestra una serie de obras de técnica mixta en la que principalmente se incluyen temas de la naturaleza y del paisaje.

Del 5 al 24 de junio,2014

CENTRO DE ARTE TOMAS Y VALIENTE

Calle Leganes, 51 – Fuenlabrada

Paisaje en rojo

Abstracción

 

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad