La exposición antológica de Enrique Pedrero finalizó su recorrido en Valdepeñas

A principios de este mes, en la localidad manchega de Valdepeñas, se inauguró en el Centro Cultural La Confianza la exposición antológica e itinerante de pinturas y temas castellano-manchegos del artista local Enrique Pedrero.

En la misma se han podido ver 43 obras integradas por 39 pinturas al óleo, dos acuarelas, y dos esculturas creadas desde 1984, en una exposición itinerante que ha estado presente en Guadalajara, Quintanar de la Orden, Puertollano, Almansa, Burgos, Alcázar de San Juan, Socuéllamos, El Toboso, Daimiel y Barcelona, y finalmente en Valdepeñas, donde ha sido clausurada definitivamente.

Todas las obras representan el espíritu castellano-manchego, de manera “poética” tal y como apuntaba el propio autor, y “reflejando las emociones del artista”. La muestra representa desde perspectivas urbanas, vistas campestres, monumentos, casas, desnudos, etc., incluyendo un autorretrato de Pedrero.

En definitiva, es un conjunto de obras que el artista asegura tienen “una identidad propia”, algo que sólo se consigue conociéndose así mismo, lo que se puede dar y trasmitir en el mundo artístico y en conjunto con los conocimientos de técnicas que van desde el dibujo, el color, la pintura, la escultura, el diseño o la historia, hasta la fotografía o el vídeo, y las nuevas formas de representación.

A la inauguración asistía el Concejal de Cultura del Ayuntamiento de Valdepeñas, Manuel López, quién introducía la exposición poniendo en valor la capacidad de trasmitir mensajes de Enrique Pedrero, y el amor por su tierra, Valdepeñas, el cual queda reflejado en sus cuadros.

Enrique Pedrero es un autor valdepeñero que comenzó como autodidacta pero que en la actualidad es profesor, pintor, escultor, escritor, Licenciado y Doctor en Bellas Artes por la Universidad de Castilla la Mancha. En 1970 comenzó a exponer individualmente y colectivamente, recibiendo varios premios de pintura, diseño de carteles y otros trabajos artísticos. Se inicia en la escultura ejecutando numerosas restauraciones de imaginería a varias cofradías y hermandades.

En 1995 comenzó como profesor de dibujo en varias ciudades españolas, y en esa misma época, realizó grandes encargos de murales y decorados.

Su doctorado, único en esta especialidad en el curso 2006-2007, fue publicado por la Diputación de Ciudad Real; la obra trata sobre la investigación artística de gran parte de lo acontecido desde 1900 a 2005 en la provincia dentro de las Artes Plásticas, y su evolución, con el título “Estilos y Tendencias de las Artes Plásticas en la Provincia de Ciudad Real”.

Como artista es polifacéticos: trabaja la pintura, donde ha evolucionado con el tiempo sin alejarse demasiado de la figuración realista (aunque en determinadas épocas, su creatividad se nutrió de toques puntillistas e impresionistas, de las técnicas más experimentales, o del expresionismo).

a

b

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad