Martha Lucila Gómez: luz, color, amor y sensibilidad

Catálogo digital de Martha Lucila Gómez

El martes 17 de septiembre tuvo lugar el acto de inauguración de la exposición que bajo el título de “Luz, color, amor y sensibilidad», nos presentó la socia Martha Lucila Gómez.

El acto estuvo presidido por José Gabriel Astudillo López, Presidente de la AEPE, que estuvo acompañado por la Secretaria General Mª Dolores Barreda Pérez y los Vocales Antonio Téllez de Peralta, Paloma Casado, Carmen Bonilla Carrasco, la Tesorera, Ana Martínez Córdoba, el Bibliotecario Fernando de Marta y la Asesora de Presidencia Itziar Zabalza Murillo.

La muestra nos la presentó así la poestisa Adela H. Herrnaz: 

«En la segunda quincena de septiembre vamos a tener la fortuna de contemplar parte de la obra pictórica de Martha Lucila Gómez Serrano.

Será su primera exposición individual, porque a pesar de llevar dibujando y pintando desde muy joven, nunca sintió la necesidad de regalar al público la visión de su amplia obra calculada en más de 200 creaciones entre carboncillos, pasteles y óleos en pequeño, mediano y gran formato.

Su obra sacia tanto como el agua fresca de las cascadas de su Colombia natal. Es puro colorido, amor, sensibilidad, en resumen ¡Vida!

Vida no sólo en sus paisajes de amapolas, su flor emblemática, sino principalmente y sobretodo en sus retratos, cerca del centenar a lo largo de los años, que reflejan, con modernidad exquisita, el amplio abanico de las personalidades ocultas en cada modelo.
Al ritmo del mar mueven sus vestidos las niñas en la playa, se puede oír soplar el viento en los campos de amapolas primaverales y el silencio adueñándose de las calles adoquinadas de floridos geranios colgando de fachadas tristes.

Ganó un primer premio, medalla Maestro de pintura Francisco Pradilla, en el XXXVII Certamen de Pequeño Formato y porque solo a un premio se presentó.

Entre todos, su familia y amigos, la hemos convencido para que hoy nos deje contemplar parte de su obra. Somos afortunados, no es fácil tener acceso a un alma tan compleja.
Seamos partícipes a través de sus palabras de penetrar en su personalidad inquieta, madura y señorial.: «Desde que tengo uso de razón , he dibujado , hice el primer retrato a los 10 años, dibujé a mi padre y después vinieron muchos más retratos en grafito y carboncillo. Más tarde empecé a pintar al óleo, me parecía la técnica más apropiada para poder plasmar mi admiración y mi respeto por la naturaleza. 

En Valladolid tomé clases con el maestro Daniel Martin Cea, pintor al que admiro y ha potenciado la generación de mi obra.
Desde entonces continué pintando, cada cuadro es un reto, y supone aprovechar la grandiosa belleza de la naturaleza para tratar de plasmarla en cada lienzo.» Gracias Martha».

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad